Tipos de cirugías para tratar el pene curvo

 

La cirugía en la Enfermedad de Peyronie está indicada en pacientes con curvatura peneana que no permite el coito satisfactorio impactando de forma negativa en la vida sexual que bien ha fracasado a los tratamientos conservadores o bien dada su gravedad no se esperan resultados con los mismos. La enfermedad debe estar estable durante al menos tres meses, aunque se recomienda de seis a doce meses.

 



Existen diferentes técnicas quirúrgicas para tratar la Enfermedad de Peyronie, cada una con sus ventajas e inconvenientes y por lo que el tipo de cirugía debe ajustarse de forma individual a cada paciente según:

 

  • Gravedad de la incurvación de pene y de la deformidad resultante
  • Tamaño del pene
  • Disfunción eréctil asociada
  • Otras enfermedades asociadas: obesidad, diabetes, inmunosupresión…

 

 

Aunque existen muchas modificaciones de distintas técnicas quirúrgicas, podemos agruparlas en líneas generales en tres tipos.

 

TIPOS DE CIRUGÍAS PARA TRATAR EL PENE CURVO

  • Cirugías de plicatura: consiste en realizar puntos de contratracción en el lado opuesto de la placa para contrarrestar la incurvación y enderezar el pene, no retira por tanto la placa fibrótica.  La técnica clásica es la de Nesbit desarrollada en los años sesenta, aunque existen modificaciones de la misma. Es una técnica fácil, simple y efectiva, con pocas complicaciones y un índice muy bajo de riesgo de disfunción eréctil. Sin embargo causa un acortamiento del tamaño del pene de alrededor de 1-3cm.

 

  • Cirugías de injerto: consisten en la escisión o apertura de la placa fibrótica causante de la incurvación indeseada del pene, enderezamiento y cobertura del defecto con un “parche” (existen múltiples: mucosa oral, dermis, vena, injertos de cadáver, injertos de animal o material sintético). Existen muchas técnicas quirúrgicas descritas, todas ellas tienen en común la mayor complejidad y el mayor riesgo de disfunción eréctil (¼ ) que con las cirugías de plicatura, pero pueden resultar en un mantenimiento e incluso aumento del tamaño del pene.

 

  • Prótesis de pene: en aquellos pacientes que sufran disfunción eréctil y enfermedad de Peyronie de modo que se matan “dos pájaros de un tiro”. Se extrae la placa fibrótica y se implanta la prótesis peneana.

 

 

Es importante ponerse en manos de un andrólogo experimentado que sepa orientar que tipo de cirugía se ajusta más a tu caso, pueda explicarte cuales son los resultados reales esperables y los riesgos de cada cirugía.  

 

ESPECIALISTAS MÁS CERCANOS

Especialistas en Peyronie

Haz clic para abrir un mapa más grande

 

 

Compartir
Sin comentarios

Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pedir cita