El cáncer de pene

Hoy os hablamos de un cáncer infrecuente pero con repercusiones importantes para la vida sexual masculina: el cáncer de pene. Su incidencia puede llegar a 1 caso por cada 100.000 hombres, aunque en algunas zonas de Asia, África y Sudamérica, la incidencia aumenta hasta en 20 veces.

 



Su aparición puede estar relacionada con la fimosis, la ausencia de una higiene correcta (por el cúmulo de esmegma y la irritación que éste produce sobre el pene) o la infección por el virus del papiloma humano.

 

 

También puede aparecer sobre otras lesiones premalignas como son la balanitis xerótica obliterante (un endurecimiento del prepucio que impide su retracción y que provoca adherencias con el glande) o la eritroplasia de Queyrat (una lesión roja sobre el glande y la mucosa subcoronal). Su aspecto suele ser el de una zona enrojecida y endurecida que afecta a la piel del pene o al mismo glande. Suele ser indoloro, aunque si se ulcera o impide la retracción del prepucio puede ocasionar molestias.

 

«Su aspecto suele ser el de una zona enrojecida y endurecida que afecta a la piel del pene o al mismo glande.»

Dr. Eduardo García-Cruz

 

El diagnóstico del cáncer de pene pasa por una buena exploración física (también de la región inguinal para descartar que haya ganglios afectados) y por una biopsia de la lesión en cuestión. Una vez confirmado se debe estudiar bien con pruebas de imagen la región pélvica de cara a orientar el tratamiento.

 

Para este tipo de cáncer la cirugía es casi ineludible, aunque la localización, el tamaño del tumor y la presencia de diseminación a ganglios o a otros órganos marcará también el tipo de técnica (desde la escisión de la lesión hasta una amputación total del miembro masculino). Existe una técnica similar a la empleada en el cáncer de mama para detectar metástasis a nivel ganglionar llamada ganglio centinela, que se lleva a cabo durante la cirugía.

«Para este tipo de cáncer la cirugía es casi ineludible, aunque la localización, el tamaño del tumor y la presencia de diseminación a ganglios o a otros órganos marcará el tipo de técnica»

Dr. Eduardo García-Cruz

 

 

Como veis se trata de una patología bastante mutilante, por lo que, ante la más mínima duda, acudid al urólogo para evaluar esa mancha o ese bulto que os incomoda o asusta.

Compartir
4 Comentarios
  • Narda Milushka Cruzado Cabrera
    9 mayo, 2017 at 6:44 am

    Por favor quiero me orienten, mi novio por un accidente ha perdido sus testículos y el pene, ahora no sabemos si hay solución a ello, si puede mediante una prótesis tener una vida sexual normal. Espero nos puedan ayudar.

  • Narda Milushka Cruzado Cabrera
    9 mayo, 2017 at 6:44 am

    Por favor quiero me orienten, mi novio por un accidente ha perdido sus testículos y el pene, ahora no sabemos si hay solución a ello, si puede mediante una prótesis tener una vida sexual normal. Espero nos puedan ayudar.

Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pedir cita